La violencia escolar puede afectar a cualquiera. Solo por ser diferente del resto, por su físico o por cualquier otro «motivo». Y un problema añadido es que, quienes lo sufren, suelen mantenerlo en secreto. A veces porque no son conscientes de que lo que sucede no es «normal». O por vergüenza. O porque piensan que tienen algo que hace que merezcan ser tratados así. O porque creen que nadie los creerá si lo cuentan, que les dirán «eso son cosas de niños». Sin embargo, la detección temprana es clave para evitar daños psicológicos graves y permanentes.

La THAM organiza este monográfico sobre como detectar si tu hijo o hija sufre acoso escolar.

Se realizará en el CEIP CLARA CAMPOAMOR, el MIÉRCOLES 08 de FEBRERO entre las 17:30 y las 19:30 horas.

Esto nos afecta a tod@s, no faltéis.